Cualquier tiempo pasado, fue mejor.

A la hora de pensar en que escribir esta dieta, más cuenta me doy que mi vida es bastante monótona.

El mismo consumo de medios (periódicos digitales, redes sociales y televisión) y las mismas relaciones interpersonales: llamadas a la familia, conversaciones con los amigos para tratar sobre temas tan importantes como los planes del fin de semana y más conversaciones con los compañeros de clase, pero más bien por motivos “laborales”.

Lo único diferente en el día de hoy ha sido acudir a un instituto para llevar a cabo la actividad de participación social que estamos llevando a cabo. No voy a desvelar mucho más, puesto que en próximos post ya os iremos comentando, pero si os puedo decir que al finalizar nuestra visita por el centro, he recordado muchísimos momentos de esa etapa en las que todos andábamos con las hormonas revolucionadas.

Al estar allí, me he dado cuenta, más todavía, de cómo cambia todo, hasta en la forma de comunicarte. Un claro ejemplo, es en la forma de dirigirte a un profesor. No sé si os ha pasado a vosotros, pero en mi caso, los profesores (en general) nos trataban como si fuésemos sus amigos, contándonos sus vidas y nosotros contándoselas a ellos hasta pasar la hora entera o simplemente si te veían con “mala cara” se preocupaban por lo que te pasaba. Estas son unas de las muchas cosas que, obviamente, no suceden en la universidad y sinceramente, se echan un poco en falta.

Y después de este intento de reflexión, os dejo que tengo una cita…con el Spidifen.

Díaz Díaz, Laura 1D

Posted on 17 Marzo, 2011, in Sen clasificar and tagged , . Bookmark the permalink. 2 Comentarios.

  1. corrección grupos 1-2

    ¿A qué crees que se puede deber este cambio? Las comunidades que forman parte del proceso comunicativo son las mismas: por un lado encontramos a los alumnos y por otro a los profesores. ¿Un cambio de contexto? ¿No crees que nuestras necesidades comunicativas han cambiado? La edad del instituto no es la de la universidad y buscamos cosas diferentes.

    • El cambio es más que evidente aunque, como bien dices, el proceso comunicativo es el mismo.
      Yo creo que se produce porque el entorno, las necesidades comunicativas y el contexto en el que nos encontramos es totalmente diferente, como tú bien comentas. Véase un ejemplo en nuestra clase. Somos..cuántos?110? Por parte del profesorado es muy dificil que pueda interactuar con todos los alumnos y con el mismos tratamiento, mientras que en el instituto, al ser un número mucho más reducido, el proceso comunicativo es mucho más fácil.
      De todas formas, sigo pensando que, a pesar de todos estos cambios lógicos, falta una mayor comunicación entre el profesorado y alumnado.

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: