Querida dieta…Japón, cambios de hora y cine

Lunes. El día ha empezado temprano. Demasiado después del cambio de hora del sábado noche. Un tema muy comentado hoy entre mis somnolientos compañeros de televisión. Hemos perdido una hora de nuestro querido fin de semana. ¿El motivo? El ahorro. Aunque como decía uno de mis compañeros esta misma mañana, la semana anterior a las 8 ya era de día y hoy mismo apenas se vislumbraba un rayito de sol. Como le comentaba a una compañera después de su lacónico comentario de cansancio: siempre nos quedara volver a ganarla en octubre.

En mi semanal camino en coche hasta Santiago, las noticias de Radio Nacional me acompañaban, mi primer medio del día y de mi dieta. Libia, Japón y Berlusconi.

Temas omnipresentes en las agendas de los medios estas últimas semanas. Pero la noticia de Japón, y que despues ampliaría en El País, fue la que atrajo mi atención y la de mi madre, que me acompañaba en el coche. La radiación comienza a asustar, y mucho, a una población que ve como las limitaciones en los alimentos comienza a ser más amplia: agua, leche, verduras… En su monologo matutino logre diferenciar unas frases que captaron mi atención: la tranquilidad japonesa y la valentía de los conocidos como los “Héroes de Fukushima”.

Empezamos entonces una larga conversación que repetí hora más tardes con mis compañeras “industriales” sobre que pasaría si en España si ocurriese lo mismo que en Japón. No pude evitar recordar entonces una noticia que vi hace un par de días, creo, en La Sexta: los detectores de radioactividad en España están agotados. Y eso que estamos a una buena distancia de Japón. Mi conclusión y la del resto: la sociedad española es un poco paranoica. En el otro extremo están esas personas que arriesgan su vida para salvar a la de los demás. Los héroes anónimos que pagaran con su vida todo este trabajo que están a llevar a cabo. Triste, muy triste.

Entre divagaciones japonesas, cambios de hora y cine ha transcurrido el resto de mi día. Un rápido vistazo al informativo de TVE y a la edición digital de El País, mi periódico de referencia, lo reconozco, donde Libia y Japón seguían a dominar. Un poco de redes sociales y MeteoGalicia. El resto, cine y más cine. El trabajo de industrias así me lo exige.

Precedo Rodríguez TGP 3Q

Posted on 28 Marzo, 2011, in Sen clasificar and tagged , . Bookmark the permalink. 9 Comentarios.

  1. Equipo de crítica y corrección

    Muy bien post, haces mención a los diferentes medios de comunicación que consultas, nombras bastantes noticias que te llamaron la atención y lo que es mas importante, comentas algunas de ellas tanto con tus compañeros de clase y con tu madre, fomentando de esta forma la comunicación con la gente de tu entorno, que al fin y al cabo es de lo que se trata. No nos interesa si te levantaste motivada, o si fuiste a tomar el aire con tus compañeras del trabajo de industrias, sino si los medios que consultaste han fomentado tu comunicación, y es precisamente eso lo que has hecho, plasmándolo muy bien en el post. Enhorabuena. En relación a las centrales nucleares españolas, ¿crees que son lo suficientemente seguras, o por el contrario podría pasar en España lo mismo que ha pasado en Japón?

    • Con respecto a tu pregunta, supuestamente las centrales españolas son, dentro de lo que se espera de una central, seguras, no hay datos que demuestren lo contrario. Y las japonesas también lo eran. Pero una serie de circustancias han provocado daños en el nucleo de los reactores. En España se han rechazado desde siempre la energía nuclear como eje de la producción electrica, al contrario de lo que sucede en países de nuestro entorno como Francia. Esto sólo ha ayudado a que en España se vuelva a abrir la carpeta del desmantelamiento de las pocas centrales que hay y el tema del cementario de residuos nucleares y que se mire de reojo a Francia con miedo a que suceda algo similar a lo que está pasando en Japón. El resto: histeria popular.

  2. Equipo de crítica y corrección

    Totalmente de acuerdo. España nunca ha sido muy partidaria de las centrales nucleares; aquí se usan más las centrales hidroeléctricas o los parques eólicos. Creo que los demás países del mundo deben tomar, en materia de energía, ejemplo de España y fomentar las energías renovables, ya que las centrales nucleares además de producir graves peligros cuando suceden desastres de este estilo, otro de los problema que poseen está relacionado con los residuos, ¿qué hacemos con ellos?

  1. Pingback: Querida dieta…la semana española de The Guardian | Común (e persoal)

  2. Pingback: Querida dieta…cenando con Buenafuente | Común (e persoal)

  3. Pingback: Querida dieta…una cifra y una mirada hacía otros horizontes | Común (e persoal)

  4. Pingback: Querida dieta…sobre cine y apuestas | Común (e persoal)

  5. Pingback: Querida dieta…el postzapaterismo | Común (e persoal)

  6. Pingback: Querida dieta…la semana que vivimos a ritmo de dieta | Común (e persoal)

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: