Uno nunca debe volver a los lugares donde fue feliz

La mejor forma de perder amigos es prestándoles libros. Es la frase con la que Aristarain, en ROMA, nos hace entender que no estamos viendo una película más. La película muestra las relaciones entre Joaquín Goñez (protagonista principal) y su familia: su madre Roma y su tío Áteo, amigos y profesionales, a través de su vida en Argentina.

Persona tímida por lo sucedido en su infancia, vive una adolescencia y juventud descontroladas (sexo, drogas y alcohol). Vive para sí mismo sin pensar en los demás, el carpe diem es muy bonito, menos cuando olvidas a tu familia. El amor llega, al final, aunque traiciona. Las amistades se acaban volviendo peligrosas y rompiendo. La dictadura de Videla viola las vidas y todo se vuelve confuso. Nada es seguro. El protagonista se queda en España para vivir como escritor.

Al final de su vida, Joaquín se arrepiente de como ha tratado a su madre, de cómo la abandonó ante los momentos difíciles. Es también una muestra del amor de las madres, universal, que perdona. El amor puede cambiarlo todo (como nos enseña The Fountain, de la que hablaré otro día) y en esta historia, el amor y el sexo son el hilo conductor de una historia que podría pasarle a cualquiera.

Joaquín, ante la pregunta al final de su vida de si volverá a Argentina, responde muy serio: Uno nunca debe volver a los lugares donde fue feliz.

Bravo Fernández, Jorge

S1D

Posted on 4 Marzo, 2012, in Sen clasificar and tagged . Bookmark the permalink. 16 Comentarios.

  1. Dos apreciaciones:

    1.-En defensa de Arantxa decir que el identificador ProT no está puesto porque no lo recuerdo, lo estoy buscando.
    2.-Si alguien quiere la película, que lleve un pendrive a clase y se la paso

    Saludos compañeros

  2. Anxela Pedrouso Areán

    Para min a vida non remata sendo máis cun cúmulo de recordos gardados na nosa mete ata que esta, tan deteriorada ca idade, os vaia borrando. Hai pequenas cousas da miña vida das que con case 20 anos xa non me lembro, son detalles que pasan despercibidos sen influir nas decisións futuras. Pero ó longo dos anos moitos foron os momentos que marcaron a miña vida, uns para ben e outros para mal, pero como dixo Rafiki na película do Rei León: “O pasado pode doer pero tal e como o miro eu, podes fuxir del ou aprender”. Aprendamos da vida e lembremos as cousas tal como foron.
    Estou dacordo con que un non pode volver a aqueles lugares onde foi feliz xa que pode que desa segunda volta os recordos non se xeren tan especiais como na primeira e esta se vexa nublada. Se está ben como está na nosa memoria, ¿porqué querer estropealo?

  3. Es la tentación que tenemos de volver a tener lo que hemos perdido. Solemos añorar lo perdido a sabiendas de que es irrecuperable, pero somos humanos y soñamos con aquello que es imposible. El que no sueña no es feliz. 🙂

  4. Noemí Valderrama Vázquez

    Creo que no es ni de lejos el tipo de películas que a mí me gustan. Sin embargo, me ha llamado mucho la atención el hilo argumental y la primera frase de tu post, así como su arrepentimiento por el trato que da a su madre. Al fin y al cabo, las madres lo son todo. Es en el fin de nuestras vidas cuando nos damos cuenta de nuestros errores y de lo que en realidad merece la pena.

    • Debo decir que no es una película habitual ni comercial, el argumento puede engañar; es casi un libro de citas.
      Supongo que sí es cierto que cuando todo acaba, nos damos cuenta, por primera vez, de cuanto vale todo lo que hemos tenido.

  5. Lara Salgado Santos

    “Uno nunca debe volver a los lugares donde fue feliz”, es una frase muy impactante que a mí me recuerda a los momentos en los que lo pasamos tan bien que pretendemos repetirlos y que suceda exactamente lo mismo para poder revivir esas sensaciones. Sin embargo, cada momento es único e irrepetible, y eso es lo que lo hace tan especial.

    • Quizás por eso no deberíamos volver, y menos intentar repetirlo… creo que la frase en la película no está exenta de una cierta ironía, pues al ver la película te das cuenta que, feliz, muy feliz, no pareció la vida del “prota”.

  6. María Karla Barca Marrero

    Recordar es vivir. Es volver a sentir el dolor o la pasión de algo que viviste. No creo que seamos capaces de no volver al lugar en donde fuimos jodidamente felices. No creo que seamos capaces porque cuando nos gusta algo, adoramos repetir, y repetir, hasta saciar la pena.

    • Volver implica el riesgo de estropear el recuerdo, que como recuerdo que es, se diferencia de la historia en que los sentimientos lo adornan aun cuando el momento o el lugar fueran muy jodidos. Volver sin ese sentimiento puede destrozarlo todo.

  7. Decir que el otro prota de la película estudia Periodismo…

  8. Estoy de acuerdo en que nunca se debe volver a los sitios en los que se fue feliz. Recuerdo uno en especial, que para mí significaba mi mausoleo propio, mi rincón de inspiración, de historias perdidas. Sé de oídas que en ese sitio ahora mismo, pasa la autopista justo por encima. Si volviera ahora después de más de cinco años sin pisarlo y sin las personas que lo hicieron especial, simplemente sería un recuncho feo, olvidado y con una contaminación acústica aborrecible. Y es que hay lugares que es mejor recordarlos como fueron y lo que significaron, que no volver para reencontrarse con algo que ya no existe como lo guardaste en tus recuerdos.

  9. Lara Lozano Aguiar

    Non vin esta peli pero pinta moi ben! Grazas por achegárnola!

  10. Patricia Domínguez Rodríguez

    Antes de nada, muy buena elección para titular este post. Me ha llamado mucho la atención esa frase. ¿No se debe volver a ese lugar donde has sido tremendamente feliz? Parece absurdo. Si fue genial una vez puede que sea incluso mejor la segunda. Aunque, pensándolo mejor, nunca estaremos en el mismo lugar. Ni con la misma gente, ni el mismo ambiente. Aunque intentásemos repetir el momento con exactitud, no sería igual porque nosotros ya no somos los mismos. Como decía el profesor Freixanes el otro día, después de su clase ya no eramos los mismos, cambiamos continuamente.
    Me interesa mucho la película, otra que me apunto.

    • Nada es igual segundo pasa el tiempo, la elección de la cita de Freixanes es muy adecuada. Los recuerdos es mejor mantenerlos vivos en la mente.

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

%d bloggers like this: