“Comunicador por la gracia de Dios”

Es cierto que los reyes y soberanos de las naciones acceden al cargo de una manera impuesta (como el caso de nuestro monarca) y si no impuesta es cuasi obligada, ya que ha nacido para ello y las posibilidades de escapatoria son ínfimas. Por eso un príncipe desde el momento de su nacimiento es educado para ser rey, por lo tanto su formación exige una ardua dedicación para asegurar el futuro de la corona. Y atención, el futuro rey ha de ser un gran orador, un buen comunicador y un mejor propagandista si quiere asegurarse la confianza de sus súbditos. El rol de comunicador y político, tema que estamos trabajando en nuestro grupo de seminario, no es una invención de nuestros días, lejos de eso, y para muestra un botón: en la tan oscarizada película “El discurso del rey” se muestra claramente como un problema en el habla (el rey era tartamudo) se convierte en un asunto de estado. El monarca británico Jorge VI, que reinó sobre todo el Imperio a durante el 2º cuarto del siglo XX, y que vivió entre otras, la II Guerra Mundial tuvo que hacer frente  y dirigirse en público a la nación e incluso hablar en un medio como la radio, que en aquel entonces aún estaba en pañales.De hecho, fueron las ondas hertzianas las que pusieron de manifiesto la importancia de saber comunicar a las masas, sobre todo entre figuras públicas, lo que se ha convertido en nuestros días en una exigencia.

Trailer: http://www.youtube.com/watch?v=jCOXcNRWuBM

Leiro Magdalena S2B

Posted on 13 Marzo, 2012, in Sen clasificar and tagged , , , , . Bookmark the permalink. 3 Comentarios.

  1. María José Fontal

    El problema de las monarquías y la imposición de cargos es que, aunque la persona destinada al cargo no esté preparada (ya sea a un nivel comunicativo o personal), va a ocuparse del mismo de todas formas.
    Así, la monarquía no respeta uno de los derechos básicos, que es el del pueblo a decidir quien quiere que lo represente.

    • Es cierto, y de hecho se refleja en este filme. Ya la clase política no parece que esté muy preparada para el cargo que ostenta, a mi juicio, como para pretender que una persona impuesta, que tiene que renunciar a decidir sobre su vida y que ha nacido con el peso de una corona sea lo suficientemente bueno.

  1. Pingback: “Políticos mass media” | Común (e persoal)

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: