Comunicación política

Desde los tiempos del mundo clásico ha existido siempre un interés por la relación mantenida entre las instituciones políticas y su forma de comunicarse con el pueblo. Acontecimientos recientes en los EEUU, concernientes especialmente a la televisión como medio de comunicación de masas, han despertado interés por este tema.

En la actualidad podemos hablar de un enfrentamiento constante entre los gobiernos y los medios de comunicación por mostrar un punto de vista u otro de cuanto acontece. La televisión hizo aumentar exponencialmente este hecho y los gobiernos se ven en el compromiso de comunicarse con millones de personas de una forma clara y precisa. Comienza a verse entonces una dependencia de la TV para los gobiernos que no pueden salvar.

En el film norteamericano del Larry Levinson Wag de Dog (1997) podemos ver la sátira política de cómo un asesor de la Casa Blanca contrata a un productor de Hollywood para “inventar” una guerra con Albania, transmitirla por televisión, y así distraer al público norteamericano de un escándalo sexual que involucra al presidente. La película, basada en una novela de Larry Beinhart, coincidió con el punto más caliente del Caso Lewinsky. Tráiler: http://www.youtube.com/watch?v=CNo0BicRM8k

¿Resulta siempre conveniente la aparición excesiva en los medios? Parece ser que sí, pero trae consigo otra serie de problemas, como puedan ser una mayor exigencia informativa a todo cuanto se lleva a cabo o una magnificación de acontecimientos políticos que carecen de importancia.

Muñoz Alonso, Alejandro; Rospir, Juan Ignacio, Comunicación Política, Editorial Universitas, Madrid, 1995.

Seijas Rodríguez S3C

Posted on 26 Marzo, 2012, in Sen clasificar and tagged , . Bookmark the permalink. 2 Comentarios.

  1. Esto de la comunicación política resulta curioso, sobre todo porque en cuanto a las salidas profesionales del periodismo (y, por extensión de las ciencias de la comunicación). Cada vez se necesitan más y más profesionales de la comunicación en gabinetes de partidos políticos. Sin embargo, si esto se generaliza, ¿hasta qué punto y con qué consecuencias se relacionan política y medios de comunicación?

    • Astrid Seijas Rodríguez

      Es practicamente imposible pensar en la independencia de los medios de comunicación de la política ya que como todos sabemos los partidos políticos cubren la mayor parte de la agenda mediática de los medios además de que la información que generan tiene interés para la mayor parte de la sociedad

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: