Author Archives: titorizado2c

In the mood for love

Caminan juntos durante toda la película. Se conocen, se saludan, se prestan libros, dialogan en el descansillo. Comen juntos en un restaurante y descubren la verdad.

Entonces comienzan a hablar. Hablan para deshacer el nudo en la boca del estómago;  en solo un fotograma los cimientos de sus vidas se han desplomado.

Poco más tarde, ya se necesitan. Nadie puede verlos juntos (he aquí el itinerario voluntario entrando en conflicto con el itinerario impuesto). Ella baja los escalones contoneándose como una geisha. Él la mira deseando su respiración. Pero no sucede nada, se cruzan mientras se clavan los ojos.

El silencio lo inunda todo. El guión de las palabras que nunca se atrevieron a pronunciar. Se sientan frente a frente y actúan con otros roles; intentan encontrar el por qué. Solo así podrán continuar con sus vidas, solo si descubren el modus operandi de la traición. El problema es que  son ellos los que han sido traicionados. Juegan a ser los malos de la película, pero en el fondo son conscientes de que ese no es el papel que les ha tocado jugar. Si fuesen valientes se besarían en el marco de la puerta del apartamento donde vive ella. Pero la comunidad no se lo perdonaría, una mujer casada debe esperar pacientemente a su marido. Aunque su marido esté con otra. ¿Y él? Dobla turnos para no tener que pensar.

La atmósfera inundada del temible stand-by de aquellos que se quedan estáticos en una posición; ninguno de los dos tiene valor para continuar.

Y él le da al play y se va.

Cid González, Xiana T2C S1G

El hombre de al lado

“O home do lado” é Víctor, un veciño que trastorna a tranquilidade dunha familia próspera de Arxentina por construír unha ventá. O pai de familia que vive na casa contigua está empeñado en evitar, custe o que custe, a construción desa fiestra que provocará a violación da súa intimidade.

Víctor, intenta trabar amizade con Leonardo, o pai de familia, mais este comeza a profesarlle un odio irracional que utiliza como vía de escape dos seus problemas familiares. Estes dous personaxes son radicalmente distintos. Víctor é caótico, humilde e temperamental mentres que Leonardo está sumido na rutina e é vaidoso e elitista.

Os diferentes encontros que manteñen os personaxes na casa do protagonista, no coche de Víctor, nunha cantina e nos corredoiros do edificio sérvenlles para negociar a conveniencia de facer a ventá ou gardar a intimidade da familia de Leonardo. Víctor afirma que só quere sol pero Leonardo valéndose de argumentos pobres, pretextos e mesmo mentiras, pretende impedir a construción desa ventá que acabará coa comodidade e a privacidade da súa casa.

Nestes encontros os protagonistas non dan chegado a un acordo. Cada un vela polos seus intereses e a ambos lles parece totalemente lóxicos e lexítimos os seus razoamentos e as súas posición. Esto introdúcenos no debate moral de se prima máis a privacidade de Leonardo ou o dereito de Víctor a abrir unha fiestra na parede da súa casa. Neste caso, o espectador comprende as dúas posición e resúltalle complicado decantarse por un lado.

Barreiros Rodriguez, Elsa T2C S1B

In the mood for love

Nesta película oriental hai dous personaxes principais, un home e unha muller. Estes dous personaxes residen coas súas respectivas parellas (ausentes case sempre) nunha casa alquilada. Nesta casa é onde os protagonistas se coñecen e onde entablan unha estraña relación ó darse á casualidade de que as súas parellas, nas frecuentes ausencias, engánanos coa parella do outro.

Os personaxes principais atópanse na mesma situación e isto serve para unilos e os protagonistas comezan a verse ás agachadas. Porén, néganse a enganar as súas parellas como eles fixeron.  Debe sinalarse que co paso do tempo a parella vais enamorando mais a muller non está disposta a pagarlle coa mesma moeda ó seu esposo. Todas as situacións nas que se ven os dous personaxes son inocentes mais sempre ás agachadas polo medo de seren descubertos polos seus veciños.

Do contexto dos personaxes pouco sabemos. Coñecemos o seu traballo como oficinistas como contraposición ós empregos das súas parellas que os fan viaxar. Tamén sabemos que comparten a misma coxuntura ó verse enganados os dous e o tentar superalo ofrecéndose compañía un ó outro.

Nos encontros mantidos, á parella preocúpanlle dous aspectos. En primeiro lugar, non seren vistos xuntos polos vecinos, aínda que non estiveran facendo nada incorrecto, por medo ó que se puidera dicir deles. Por outra banda, a súa segunda preocupación consiste en non cometer o mesmo erro que cometeron as súas parellas e por tanto deciden actuar correctamente ignorando os seus sentimentos. Así pois, pódese dicir que os dous protagonistas poñen os seus principios morais por encima da súa felicidade.

Barreiros Rodríguez, Elsa T2C S1B

Su arma eran las palabras

Leonardo no quería esa ventana porque Víctor podría ver la intimidad de su “hogareña” casa (¡incluso tendría la posibilidad de observar las bragas de su mujer colgadas a secar!). ¡Pobre arquitecto infeliz! Empleó la retórica, la dialéctica y todas las armas de argentino engatusador. Jugó a conversar para conseguir su objetivo: limitar la libertad del otro, encerrarlo en sus cuatro paredes sin un pobre raxito de sol.

Seamos sinceros, Leonardo era un cobarde. Sus palabras no hacían mella en Víctor, así que optó por la opacidad: «es que mi mujer…», «ya sabes cómo son las minas…», «a mí no me importa pero a ella…». ¡Cobarde! ¡Prejuicioso! Si Víctor fuese tan cool como tu amigo el que se sienta en el sofá moviendo la copa de vino rosso, no importaría que hubiese un ventanal  o una pasarela con acceso directo a tu casa.

A medida que pasan los minutos, podemos apreciar como Leonardo se siente más y más herido en su orgullo; al principio se creía mucho más inteligente que su vecino. De hecho, en varias ocasiones piensa que la ventana se tapiará de inmediato y, a la mañana siguiente, vuelve a despertarlo el atronador sonido del taladro. Pierde el status que mostraba con sus amigos; se puede reír de lo vulgar que es Víctor, pero no conseguirá que haga lo que le pide.

Y, al final, no hay raxito de sol. Dispararon al vecino y la ventana desapareció. Y todas las palabras y artimañas de Leonardo no sirvieron para nada.

Cid González, Xiana T2C S1G

Adiós ODS

ODS, así es como se llamaba nuestro “trabajo”. Oficina de Desenvolvemento Sostible formalmente.

Comenzamos nuestra andadura sin tener ni la menor idea acerca del trabajo de esta oficina. Llegamos a nuestra cita con Maite, sin saber muy bien qué decir. Eramos cuatro camellos en un océano.

A medida que fuimos desarrollando nuestras ideas en colaboración con ODS, aprendimos que las plantas también tienen sentimientos, o más bien una casa y un vecino predeterminado. Algunas hortalizas se llevan bien , otras se hacen sombra. Las siguientes se pisan. Muchas tantas prefieren el sol, otras se guían por la luna. Pero de lo que no cabe duda es de que plantar ayuda.

A parte de nuestros trabajos con la asociación decidimos emprender uno muy bonito y divertido. “Representación de títeres” con nuestros compañeros Elba, Pablo y Javiera. Este acuerdo consistió en la representación de una historia de la mano de barriga verde y sus amigos los vegetales transgénicos. Esta obra ayudó al grupo en parte, ya que el argumento de la trama se basaba en la defensa de los alimentos ecológicos, objetivo principal en nuestro trabajo. Por otro lado, nos sirvió para dar a conocer a la oficina de desenvolvemento sostible entre los miembros de nuestra facultad.

El principal lastre que arrastraba esta oficina no era otro que el del desconocimiento y el poco rendimeinto que le sacan al patrocinio que se le ofrece. Intentamos de todas las formas posibles arreglar este hándicup, y sinceramente creo que hemos hecho llegar a ODS a los oídos de personas que ni siquiera tenían idea de la existencia de ésta. Por lo que personalmente, me siento satisfecha con el trabajo de mi grupo.  Creo que como las plantas, hemos crecido un poquito más y nos hemos concienciado de lo importante qué es el desarrollo sostenible para la sociedad.

Desde aquí les doy las gracias a mis compañeras y la enhorabuena.

Chedas Pombal, Elena S1F  TC2

Irse o que te echen, tú decides

Este post lo quiero dedicar a todos aquellos compañeros que nos embarcamos para el año que viene. Ya sea de erasmus, convenio o sicue. La séneca se perdió entre los sobres de Bárcenas. Tanto papeleo…

Bien, ante todo y respondiendo a algunos post de mis compañeras del seminario S3F, creo que esta va a ser una oportunidad única para todos aquellos que nos vamos de Santiago. Muchos han decidido irse por Europa y otros nos aventuramos a cruzar el charco. Desde Chile, pasando por Cuba, Argentina, Venezuela y llegando incluso a Japón o Australia. Sin duda el hecho de irnos creo que es una opción, pero también un deber.¿Por qué deber? Pues bien, simplemente por el hecho de la situación económica de España. Ante todo creo que se deben abrir más de una o dos puertas, sobre todo en nuestra carrera. En mi caso si,  me voy a probar suerte, a viajar, conocer y sumergirme en una nueva cultura. Pero también me voy para crecer, madurar y encontrar una nueva salida.

Con ello adelanto que ya me veo destinada a salir de España para poder trabajar en lo que realmente me gusta. Y esta es una realidad que está afectando a casi todos los estudiantes activos de este país. Y si ahora, no sólo yo, sino todos mis compañeros tenemos la posibilidad de adelantar en cierta medida esa migración. Es un producto de demostración. Es decir, conoceremos el país, viviremos su día a día. Lo intentaremos.

Sabemos que dejamos muchas cosas atrás, familia, amigos, pareja.Pero es un esfuerzo que conlleva una recompensa. Es una salida cara al futuro.

Chedas Pombal, Elena S1F  TC2

 

¿Tienes fuego?

Mi post de hoy trata sobre la fiesta. Pero no una fiesta cualquiera, sino la fiesta de XorCav.

Un 30 de abril gentes de toda la Facultad de Ciencias de la Comunicación se juntaron para celebrar un año más la entrega de premios más esperada de Periodismo y Comunicación audiovisual. Pero eso no era lo importante. Lo realmente trascendental era el BOTELLÓN. Si, la tan famosa reunión o más bien aglomeración multitudinaria de personas en un determinado recinto.

En nuestra facultad he de decir, fue un éxito rotundo. No sólo porque comimos como desgraciados, o bebimos peor aún. Sino porque este tipo de eventos nos facilitan el acceso a esas facetas de nuestros compañeros que en muchas ocasiones desconociamos. Fue la noche para hablar con todo dios. Desde tu compañero más íntimo, hasta aquel que te deja los apuntes o ese profesor que te cae bien, o que en su defecto estás tan borracho que te cae bien cualquiera.

Lo cierto es que, personalmente, me acerqué más a mis compañeros, intimé con ellos, me reí, canté, les bailé, me emborraché. Pero sin duda, me comuniqué. Les comuniqué el agrado que me causaba estar con ellos compartiendo ese momento. Bien sea desde un ¿Tienes fuego? a cantar la canción más absurda. Miaradas, gestos, chustas y tragos pasaban de uno a otro sin importar el ayer. Todos eramos uno. Éramos un grupo de estudiantes. Futuros periodistas y actuales compañeros.

La noche es muy larga, y el tiempo favorece la comunicación. Un brindis amigos!!

Chedas Pombal, Elena S1F  TC2

Inteligencia desnuda

Un show de televisión ha dejado “sin palabras” a miles de daneses esta semana. El planteamiento del programa es el siguiente: una mujer vestida con una bata de seda entra en una habitación oscura donde la esperan el presentador y un amigo que cambia cada semana. Seguidamente, la chica se desnuda frente a ellos, que a continuación hacen un comentario de cada parte de su cuerpo.

El presentador, considera que no hay ningún tipo de problema con el contenido de su programa. Según sus declaraciones asegura que “la idea es dejar que los hombres hablen de los cuerpos de las mujeres desnudas mientas que ellas están frente a ellos. El cuerpo femenino desea palabras. Las palabras de un hombre”.

¿Es esto cierto?

Se desean miles de palabras al día. Todos queremos escuchar algo que nos halague, y si viene de alguien que nos importa mejor. Con  los brazos más abiertos  los recibimos. Pero este show me parece una de las cosas más absurdas y vejatorias que puede existir en el plano televisivo. Es decir, dos chicas, que se anteponene a este tipo de críticas por propia voluntad, se desnudan para recibir una opinión de otros dos paletos machistas que lo único que buscan es divertir un rato su afán de macho dominador. En este tipo de shows se puede apreciar como se deja por suelo la dignidad de la mujer. Tantos años de lucha femenista para acabar desnudas siendo valoradas y juzgadas como mercancía.

Parece que volvemos a épocas olvidadas, aunque creo que en este caso hay algo peor, y es que muchas mujeres ceden ante este tipo de propuestas porque les gusta. Muchos critican la prostitución, a las stripper, sin embargo considero que este tipo de actos no tienen ni puntos de comparación. Lo anterior expuesto es trabajo, lo último idiotez. Palabras a cambio de dejar tu inteligencia al desnudo y ridículo.

Chedas Pombal, Elena S1F  TC2

Si que é persoal

Cando dixen que non aprendín nada traballando coa Oficina de Desenvolvemento Sostible coido que as miñas palabras foron mal interpretadas. Pois ben, iso non é totalmente certo. O meu problema é que non me interesaba para nada traballar coa ODS pero puido ser peor.

En primeiro lugar, coñecín a existencia desta oficina e comprendín as súas dificultades comunicativas co estudantado. Porén, a primeira semana que traballamos con eles descubrimos que todos os obradoiros sobre alimentación ecolóxica que celebraran contaran cunha masiva afluencia. Non tiveron ese rotundo éxito os hortos urbanos e iso era algo que a ODS quería mudar. O noso traballo era conseguir recrutas ós que adestrar nas artes da horticultura sen embargo, a día de hoxe, vemos que a nosa misión non foi completada de maneira satisfactoria. Nós non marchamos cas mans baleiras. Algúns colleron un sacho por primeira vez e outros arrancaron herbas malas coma se lles fora a vida niso.

Con isto quero dicir que si que aprendín algo. Aprendín a tratar cunha oficina da USC, a representar con títeres, a facer pan ecolóxico e, sei que quere abarca o espazo aéreo dunha hortaliza. Estou segura de que podería sacar algo máis en limpo. De que nolas catro poderíamos.  Pero o meu problema é que a pegada ecolóxica non é algo que me preocupe neste momento e elaborar un plan de desenvolvemento sostible non está entre as miñas prioridades. Por extensión, penso que, se non hai máis xente que se implique na iniciativa dos hortos non é por falta de coñecemento senón, quizais, de interese.

Elsa Barreiros Rodríguez T2C S1B

A Cosmopolita Cidade Condal

Onte foi publicada no xornal El País unha noticia que viña a dicir que a inmigración xa non era un problema en Barcelona. É ben coñecido que nas últimas décadas o número de inmigrantes da capital catalá  foi medrando de maneira significativa. Sen embargo, o estudo do censo municipal barcelonés amosou que o poboación estranxeira se reduciu case nun 1% en relación co pasado ano.

Mais a boa nova non é que o número de inmigrantes non medrara coma nos pasados anos senón que parte da poboación local deixou de ver a inmigración coma un problema. Segundo o informe do Axuntamento de Barcelona, esta percepción negativa da inmigración descendeu dun 15% no 2008 ata un 2% na actualidade. O comisionado de inmigración asegurou que iso se debía a que a administración e as fundacións están realizando satisfactoriamente o labor de integración dos inmigrantes. O que non se ten en conta no informe é que no mesmo 2008 foi  o ano no que a crise comezou a asomar a cabeciña no noso país ata aquel momento tan próspero. Por moi arduo que fose o traballo da administración a prol da integración dos inmigrantes, coido que foi a crise quen fixo que as prioridades dos barceloneses mudaran. Se invistes o que tés de preocupación en buscar emprego ou procurar que non te boten del, poucos gramos dela che quedan para dedicarllelos ós inmigrantes que se che colan no centro de saúde. E é que esta preocupación pola economía familiar non hai inmigrantes nin estatutos de autonomía que a igualen.

 

Aquí vos queda a noticia:

http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/05/01/catalunya/1367431700_108087.html

 

Barreiros Rodríguez Elsa T2C S1B

Este adiós no maquilla un hasta luego

Hoy por la mañana fue nuestra última reunión con Tamara, la trabajadora de ODS con la que hemos estado viéndonos durante los tres últimos meses. Nos ha felicitado por las fotos de los carteles que próximamente inundarán las facultades de la USC.

La máxima que queríamos alcanzar en nuestra colaboración con ODS era mejorar su comunicación y divulgación en la comunidad. Probablemente, pocos serán los que gracias a nosotras vayan a incorporarse a sus filas, pero al menos, son muchos los que han descubierto su existencia.

Como intermediarias, hemos hecho lo que hemos podido. Les hablamos desde el punto de vista de estudiantes hartas de recibir información panfletaria. Gracias a nosotras se dieron cuenta de que en publicidad es necesario vestir a la mona de seda. Sus números y porcentajes son, aunque útiles, muy poco atractivos. La mayoría de la gente camina de un lado al otro sin mirar alrededor y, la que frena de vez en cuando, no se queda ojeando un gráfico de valores. Teníamos que convertirlos en el Ferrero Rocher del tablón de anuncios. Nos dieron una presentación de PowerPoint intragable y la convertimos en un producto sencillo y vistoso. Nos dieron trícticos aburridos y los convertimos en marcapáginas alegres. Nos dieron carteles institucionales y los convertimos en fotos personalizadas y frases con gancho.

Después del adiós solo nos queda esperar que no cometan los mismos errores que en el pasado, puesto que de hacerlo, habríamos estado perdiendo el tiempo.

T2C

Sin habla

Sin habla

¿Quién no ha conocido alguna vez a una persona muda y pensado “pobrecillo, no se puede comunicar como los demás”? Con este último post quiero desmentir ese pensamiento y hacer una reflexión sobre la comunicación que ejercen personas incapaces de hablar.

Por un motivo u otro tendemos a pensar que la comunicación en una comunidad tiene que ser siempre mediante palabras, oraciones completas y cohesionadas. Sin embargo, comunicarse va mucho más allá. Sin ir más lejos, personas mudas que son incapaces de articular palabras, consiguen comunicarse igual o mejor que lo hacemos  los que sí que tenemos habla. ¿Cuál es el secreto? Necesidad. Todo ser vivo tiene la imperiosa necesidad de comunicarse, especialmente el ser humano, y más si tenemos en cuenta que vivimos en comunidad. Como se dice por ahí, la necesidad agudiza el ingenio y el lenguaje de signos constituye el modo comunicativo que emplean las personas mudas. Sí que es cierto que es necesario aprender ese código para poder mantener una charla con esa persona, sin embargo, la comunicación va mucho más allá de una serie de códigos ya sean lingüísticos o gestuales. Una mirada, un ceño fruncido o una sonrisa pueden aportar y transmitir mucho más que un elaborado lenguaje de signos que poca gente logra descifrar.

Con esto, pretendo transmitiros que no debemos sentir lástima por esa gente que es incapaz de hablar; también quiero haceros reflexionar que que no puedan hablar, no quiere decir que no puedan comunicar. La transmisión de un mensaje comunicativo no puede verse limitada a la capacidad del habla, y eso es algo que como periodistas debemos tener muy presente, ya que nuestra labor es transmitir información y darles voz a los que no la tienen.

Comunicar no es solo hablar; lo que se dice es tan importante como el cómo se dice.

Boo Lamas, Zaira T2C S1E

Dos covardes nunca se escribiu nada

Gústanos facer o ridículo. O xoves ás nove da mañá puxémonos mans á obra. Tiñamos que comezar a preparar o escenario para  a nosa representación. Este consistía en dúas mesas de madeira das de Siza colocadas en vertical no hall da facultade. Para ambientar a nosa obra colocamos unha cartolina verde que Elba adornara con motivos campestres. Unha montaña por aí, unha árbore de papel cebola por alí, unha bolboreta feita con rotulador permanente por acolá e voilà.

Á hora sinalada agochámonos detrás das mesas e alzamos os nosos monicreques. O eco que había nese espazo era espantoso e facíanos levantar a nosa voz máis do que as nosas cordas vocais desexaban. A peza contaba a historia dun granxeiro honrado e malhumorado que loita polos dereitos das súas hortalizas ecolóxicas fronte a ameaza dos transxénicos fomentados por un cruel ministro de agricultura. Non estamos moi seguros de se a nosa historia calou fondamente entre o noso público. Supoño que parte da culpa tena o condenado eco da facultade e o feito de que estabamos moi lonxe de ser actrices profesionais. Seguro que a mensaxe que publicitaban os centos de folletos que repartimos chegaron a máis xente mais non foi nin a metade de divertido. O noso público estaba composto por unha dúas ducias de compañeiros da nosa aula que devecían por rirse das nosas actuacións e que nos deron un caloroso aplauso cando os nosos monicreques fixeron a reverencia clásica do final pezas teatrais.

A nosa actuación non tivo un éxito desmesurado. Sobre todo tendo en conta que na primeira actuación  o noso público compúñano as persoas que pasaban por diante nosa de maneira fortuíta. Mais aseguramos que grazas á nosa segunda actuación o noso público sabe que os transxénicos son peores que Richelieu e que existen hortos urbanos a disposición de todos nas residencias universitarias.

T2C

Excursión ao Burgo das Nacións

El pasado martes nuestro grupo, T2C, procedió a realizar la excursión programada al huerto urbano situado en Burgo das Nacións. La participación fue notable, y queremos agradecer a los compañeros que se interesaron por la actividad y por nuestra organización, ODS.

Imagen

Primero Elsa explicó brevemente en qué consiste la Oficina de Desenvolvemento Sostible para dar paso a Tamara, técnico de la misma, que explicó concienzudamente en qué consiste el proyecto de USC en transición. Además instó a todo el que quisiera a apuntarse para participar en los huertos urbanos.

A continuación, Zaira procedió a dar las ventajas que presenta esta actividad, tanto desde el punto de vista comunicativo como desde el punto de vista medioambiental y de la salud. De esta forma, podríamos aclarar posibles dudas que surgirían antes de apuntarse para participar.

Elena, además de sacar fotos de la actividad, se interesó por saber quiénes tenían algún tipo de contacto con los huertos. De este modo comprobamos que pocos compañeros habían tenido contacto directo con un huerto y ninguno había trabajado en ello.

Mientras Xiana procedía a repartir los trips y folletos explicativos en los que vienen todas las actividades que se realizarán a lo largo del año, dimos paso a Miguel, especialista horticultor. Con su intervención nuestros compañeros supieron cómo sacar el máximo partido al huerto, cómo prevenir plagas de forma natural, qué cultivos se pueden plantar en cada estación y los cuidados que necesitan.

Finalmente, para hacer la actividad un poco más interactiva, repartimos unas hojas en las que se explicaba de forma exhaustiva todo lo que Miguel había dicho. Además, procuramos que fuesen amenas, con cuadros y tablas de diversos colores y varios apartados breves pero concisos.

Queremos agradecer la atención recibida por nuestros compañeros y esperamos que haya sido una actividad didáctica y amena.

Titorizado 2C

Me los llevo al huerto

Compartir. Esta es la palabra que define nuestra próxima práctica. ¿En qué consiste?

En nuestros posts anteriores sobre nuestro Prot, hemos hablado de la experiencia que vivimos el día que acudimos al obradoiro de huertos urbanos en la R.U Burgo das Nacions. Ahora, nuestra idea es compartir con ustedes esa vivencia.

Lo que haremos será organizar nuestro propio obradoiro de huertos en clase. Allí ofreceremos una lista donde los interesados se podrán apuntar. Sin coste alguno a cambio de un día en contacto con la naturaleza. Por supuesto, al estar al aire libre, se harán pausas para los típicos y apreciados pitis.

Una vez hayamos llegado todos al huerto de Burgo das Nacions, procederemos a observar su estado, a comentar que nos gustaría incluir, en qué nos beneficiaría tener este tipo de huertos en casa etc. Posteriormente, tendremos la oportunidad de escuchar las ventajas que nos ofrecen este tipo de huertos, así como su creación, de la mano de expertos que trabajan y colaboran para ODS.

Sin duda, una experiencia gratificante, que además de aprender cosas nuevas como, conseguir ahorrarnos unos eurillos al año, entraremos en un círculo de confianza entre personas que comparten ilusiones similares y sensibilidades semejantes.

Esta vez dejaremos la arena, y granito a granito de tierra podemos crear una sociedad mejor. Dejando a un lado el consumismo y comenzando a compartir.

T2C

El marginado de Ciencias de la Comunicación

La Oficina de Desenvolvemento Sostible (ODS) y la Universidad de Santiago de Compostela acordaron  hace un par de años colocar un «punto limpio» en cada una de las facultades del campus. De esta forma el alumnado puede ver fácilmente qué cursos y obradoiros se ofertan y, si quiere, reciclar plástico, papel o pilas.

¿Habéis visto nuestro «punto limpio»? Supongo que la respuesta será negativa. Os invito a que lo visitéis la próxima semana: está enfrente de la conserjería. ¿Nunca os habéis fijado? Ah, tranquilos, será porque pensasteis que era el trastero de la facultad. Y, desgraciadamente, no estábais demasiado equivocados; como si se tratase de bultos inservibles, los contenedores de reciclaje y los folletos con actividades (gratuitas, por cierto) que ofrece la ODS están apilados en medio metro cuadrado. Sin embargo, en otras facultades (como Ciencias Políticas), la colocación del «punto limpio» es estratégica: al entrar en el edificio hay una mesa perfectamente ordenada. Si quieres, te puedes parar a mirar qué hay allí, si no quieres, al menos sabes que la cosa va sobre medioambiente.

¿Por qué en nuestra facultad el «punto limpio» está marginado? ¿Os suena el nombre de Álvaro Siza, verdad? ¿Sabéis que se niega a que en el edificio haya algún tipo de basurero distinto de los que él ha diseñado? ¿También se negará a que se usen algunas de sus preciosas papeleras para el reciclaje? ¿Por qué no se puede usar la mesa que hay en la mitad del hall para informar a los alumnos? ¿Por qué el bolseiro de la ODS de Ciencias de la Comunicación no hace nada?

O nadie ha hablado o nadie ha escuchado. O, lo que es peor, el que habló y el que escuchó acordaron que es mejor no quejarse, que pa’que, que hay cosas peores. Y no se por qué, yo creo que sucedió algo así.

T2C

Viviendo en el limbo de la arquitectura

Ciudades utópicas”. Así es como se llama el tema en el que mi grupo de TS y yo nos estamos sumergiendo estos meses. Su objetivo es muy sencillo: crear ciudades, sin dinero y compartiendo una misma cultura. A pesar de todas las opiniones que pueda crear este proyecto, hoy me centraré en su arquitectura, sus pros y sus contras.

Las ciudades del Proyecto Venus, caracterizan su estructura ,sobre todo, en la aplicación de la tecnología como medio de desarrollo “Con la aplicación de las tecnologías humanas, seremos capaces de permitir una gama de casas particulares”. Una de las “ventajas” que nos proporciona este tipo de arquitectura es la posibilidad de que las viviendas, diseñadas como residencias autónomas, puedimagesan tener sus propios generadores térmicos y concentradores de calor. “Los conjuntos fotovoltaicos se construiría en la piel de la construcción y en las propias ventanas. Se utilizan para teñir la luz del sol por patrones variables de sombreado. Todas estas características podrían ser seleccionadas por el ocupante para suministrar la energía necesaria para el funcionamiento de toda la familia”. Es decir, dejar de lado aparatos como la estufa ysustituirlos por estas placas fotovoltáicas.

En cuanto a la estructura externa de las viviendas, éstas podrían ser de hormigón armado con una flexible capa de cerámica externa que sería libre de mantenimiento a prueba de fuego. Con este tipo de construcción, no habría un daño mínimo de los terremotos y huracanes. 

Después de venderlo como si de una inmobiliaria se tratase, actualmente este tipo de productos o aparatos como las pvenuslacas, se encuentran bajo un precio desorbitado. Por ello, mi duda es:

¿ Cuánto nos podría costar hacer una casa utópica, si no tenemos dinero?

¿ A cambio de qué, tendríamos un hogar?

Chedas Pombal, Elena  T2CS1F

Los huertos urbanos, una nueva forma de consumo

25 de Febrero. 2013. 9ºC. No hay gente en las terrazas. Los santiagueses parecen cebollas con todas esas capas de ropa que llevan. Pero hay un grupo de personas que se enfrenta al frío en la R.U Burgo das Nacions. Son los participantes en el desarrollo de los huertos urbanos. Un proyecto de ODS. Nosotras cuatro, ellos aproximadamente 6. Y una pregunta ronda por la cabeza de una de las participantes. Con su gorro de lana beige y la nariz rojiza del frío nos desvela su duda: ¿Cómo han llegado allí cuatro estudiantes de periodismo?

La respuesta sería: es un trabajo que tenemos que hacer. Pero, el hecho de que puedas crear un huerto en grupo o individualmente es un proyecto que ninguno de nosotros se había planteado antes. Todos pensamos que eso conlleva mucho trabajo. Pero realmente sólo necesitamos tener conocimientos de la relación entre las hortalizas, el ánimo de la luna y de elementos naturales como la tierra o el agua. Éstos son los ingredientes necesarios.

18:30. Nos invitan a hundir nuestras manos en esa tierra mojada. Hay que limpiar el huerto. A ras del suelo se entremezclan varias generaciones y conocimientos. Mientras liberan al huerto de hojas y seres okupas comparten consejos e ideas para la creación de un huerto urbano.

Escaleras fría, siete de la tarde. Nos reparten las instrucciones. Los preceptos necesarios para no mezclar hortalizas que no se tragan u otras que pueden llegar a hacerse sombra. En el huerto no existe jerarquía, pero sí orden. A partir de esto, diseñamos nuestros huertos. Algunos con más conocimientos, otros aún con la L de novatos.

Tras la exposición de nuestras ideas, dejamos a las hortalizas en manos de los profesionales. Nos despedimos de todos, mientras continúa con sus conversaciones y sus pensamientos vagan entre cada grano de tierra.

 Chedas Pombal, Elena T2C S1F

¡Viva el pan ecológico!

Martes a las cinco de la tarde. ¿Qué te apetece? ¿Tomar un café? ¿Dormir la siesta? ¿Leer un libro? ¿Pasear? Pues a Zaira, Elsa, Elena y a mí nos apetece hacer pan ecológico.

Trabajamos con la Oficina de Desenvolvemento Sostible (ODS) de la USC. Mayte es la coordinadora y Tamara la becaria y ambas nos invitaron al Seminario de panadería e repostería ecolóxica, que se impartía el pasado martes 19 a las cinco en la Residencia universitaria Fonseca.

La actividad que realizamos consistió en hacer una encuesta a los alumnos para conocer su perfil y también para saber a través de qué plataformas llega la ODS a la comunidad universitaria.

Dejando a un lado la encuesta (una idea poco creativa por nuestra parte, lo sé), tuvimos una excelente oportunidad para observar el curioso fenómeno social que se produjo entre los asistentes. El grupo era muy variado: desde estudiantes hasta profesores, pasando por la conserje de nuestra facultad o una señora de pelo blanco la mar de simpática. En su mayoría eran desconocidos entre ellos, aunque ¡quién lo diría! Pasados diez minutos, cuando les tocó amasar la pasta de harina y levadura, el volumen de voz de la sala aumentó considerablemente. Se intercambiaban recetas, se reían del poco xeito que tenían, comentaban lo rico que estaría el pan relleno de chocolate fundido,…

Tanto a las chicas como a mí nos gustó mucho apreciar horizontalidad entre individuos desconocidos entre sí.

Estad atentos a los próximos seminarios, sé que vosotros también queréis hacer pan ecológico (o simplemente apreciar que alguien nos trate como a un igual de vez en cuando).

http://www.usc.es/entransicion

T2C